En el Norte aun existe un Territorio Salvaje: desde el Mar Cantábrico, hasta las tierras de campos del sur de León, pasando por la gran Cordillera Cantábrica, todo un mundo de paisajes, fauna y flora.
Estás en: Territorio Salvaje/chismes y cachivaches,técnicas/Potenciador de flash

Potenciador de flash

Flash extender es la expresión con la que más fácilmente encontrarás este chisme en internet. Se trata de lograr aumentar el alcance de un flash externo -o el propio de la cámara- mediante el uso de un artilugio óptico muy curioso: la ‘lente de fresnel’, que redirige los rayos de luz hacia el frente, concentrando la luz de otro modo dispersa.

Flash extender

Materiales necesarios

Este cachivache requiere pocas cosas, y la única especial será dicha lente de fresnel, muy fácil de adquirir en numerosas tiendas de internet, como por ejemplo aquí.

El resto de materiales serán muy fáciles de obtener:

  • cartón fino y rígido o plástico, contraportada de encuadernar, etc…
  • cartulina plateada u otra superficie manejable reflectante, como cinta adhesiva
  • una cinta de velcro o de goma elástica en su defecto
  • pequeños topes de goma
  • cola termofusible, u otro adhesivo

Construcción

Para la correcta construcción debemos tener en cuenta que, a priori, no se trata de un comodín para todos nuestros flashes, ya que habrá que realizar algunos cálculos que dependerán del flash en concreto que vayamos a utilizar.

Podemos diferenciar varias partes para facilitar las explicaciones:

Partes del extensor

Boca: será la parte que conectará flash y extensor. En este modelo, se compondrá de 2 aletas con unas ranuras por las que pasaremos una cinta circular de velcro con hebilla. Dentro habrá 4 puntos de goma adhesiva que facilitarán la unión con el flash.

Flash extender – detalles ©Javi Roces

Cuerpo: entre la boca y la lente fresnel. Sus dimensiones deben ser calculadas en función de la dimensión del frontal del flash, y del tamaño de la lente fresnel que consigamos. Además, irá forrado por dentro con material reflectante de color neutro, por ejemplo, cartulina de una cara plateada, fácil de adaptar al interior.

Lente: pieza de lente fresnel frontal que podemos pegar con cola térmica por ejemplo. A tener en cuenta: la lente fresnel tiene dos caras diferentes. Experimenta los distintos resultados, pero aprovecha para estudiar un poco de teoría.

Lente fresnel – Chismes y cachivaches © Javi Roces

Planos

No es un proyecto que requiera una precisión milimétrica, así que no esperéis unos planos de autocad :p. Os dejo unas indicaciones numéricas que sirvan de referencia para el flash para el que lo he creado y otros de similar tamaño de ‘luz’. Es importante este detalle, ya que el extremo que hemos llamado ‘boca’ debe encajar bien en nuestro flash, con la ayuda del velcro o la goma elástica, si bien admite un más-menos 5mm aprox por cada lado -a ojo-.

El extremo de la lente, lógicamente, dependerá del tamaño de la lente fresnel que consigamos, como decía antes.

exterior flash extender – Chismes y cachivaches © Javi Roces
La línea de puntos indica plegar, y la continua cortar.

El material que yo he elegido, por tema reciclaje, consiste en contraportadas de plástico negro de documentos, tamaño din-A4. El grosor debe ser suficiente para aportar cierta rigidez.Como se ve en las fotos, en mi caso he optado por forrar el cuerpo con cinta adhesiva de camuflaje, que aporta discreción y algo más de resistencia.

Interior flash extender – Chismes y cachivaches © Javi Roces
Interior de cartulina plateada para rebotar la luz del flash dentro del extender.

El material que elegí es, de nuevo por reciclaje, cartulina que por una cara es plateado muy reflectante. Se podría usar, por ejemplo, papel albal, pegado a las caras interiores del cuerpo.

Conclusión

Fácil de construir, podría marcar la diferencia entre sacar o no alguna foto en situaciones complicadas. Por su fácil construcción, podrías preparar uno para cada uno de tus flashes. Si cambias la fresnel frontal por cartulinas con algún otro patrón podrías ampliar sus posibilidades de iluminación externa. Podrás usarlo para potenciar y concentrar el haz de tu flash moderno, o dar nueva vida a algun flash más antiguo. También podrías utilizar restos de viejos flashes estropeados que por pocos euros puedes encontrar en cualquier rastrillo dominical.

Falta incluir pruebas prácticas de su funcionamiento, pero prefiero que lo compruebes tú mismo. Antes de ponerte a construir tu flash, puedes probar simplemente a colocar la pequeña lente fresnel delante de tu flash a distintas distancias, y observar, contra una pared por ejemplo, cómo varía el ‘dibujo’ de la luz en la pared, hasta que des con la distancia apropiada, y realices tus cálculos en función de esa distancia. En el caso de mi ejemplo, la distancia más o menos apropiada eran los 135mm que indico en los planos. Por otra parte, los flashes modernos con motor interno que varían el haz en función de la longitud focal del zoom en la cámara, tendrán un comportamiento quizás impredecible con un extensor de estos.

Flash extender

Como veis, mucho entretenimiento, y poco presupuesto. Un auténtico chisme!


<< Chismes y Cachivaches


Osa y cría de dos años >>

Volver a la portada del blog

Deja tu comentario

Mensaje(requerido)
Nombre(requerido)
E-Mail(requerido)
Website
Authorization code from image(requerido)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.